Buscar
21:07h. Martes, 12 de noviembre de 2019

Declarado suelo contaminado la zona de afección del campo de tiro de Adeje

La Consejería de Política Territorial, Sostenibilidad y Seguridad del Gobierno de Canarias, a través de la Dirección General de Protección de la Naturaleza ha emitido Resolución de “Declaración como suelo contaminado para cualquier tipo de uso, de las parcelas afectadas por la actividad del campo de tiro de Ajabo, ubicado en las proximidades del barranco de Ajabo, en el Término municipal de Adeje:”

 

“De los valores obtenidos de los estudios realizados procede declarar el suelo de la zona como contaminado ya que se cumplen los criterios de superación de 100 veces las concentraciones de referencia y que existe un riesgo inadmisible para la salud de las personas”.
“De los valores obtenidos de los estudios realizados procede declarar el suelo de la zona como contaminado ya que se cumplen los criterios de superación de 100 veces las concentraciones de referencia y que existe un riesgo inadmisible para la salud de las personas”.

Los resultados de los trabajos analíticos llevados a cabo en la zona por el personal contratado por la Consejería del Gobierno de Canarias, determinan que se registran valores superiores a los establecidos para metales como el arsénico, animonio y plomo, debido a los residuos de munición encontrada, así como residuos de hidrocarburos que superan los límites establecidos por la gran cantidad de platos arrojados durante el tiempo de uso del campo de tiro. En relación a la afección a los ecosistemas, se concluye que podría darse una situación de riesgo potencial para los mismos debido a que las concentraciones de arsénico, animonio, plomo y de los hidrocarburos policíclicos aromáicos.

La resolución anula todas las autorizaciones administrativas para cualquier actividad en la zona y  obliga al Ayuntamiento de Adeje a realizar las tareas de limpieza y descontaminación de la zona, para lo que dispone de un mes para que presente ante la Dirección General de Protección de la Naturaleza un proyecto de limpieza y descontaminación acorde a los criterios establecidos al efecto, el cual debe contar con la aprobación de la propia Dirección General. Así mismo se exige al Ayuntamiento de Adeje y al Consejo Insular de Aguas de Tenerife, que realicen las gestiones necesarias para impedir el acceso de personas a la zona, debido al gravísimo riesgo que existe para la salud humana para cualquier viandante.

La Asociación Amigos en Defensa de Ajabo critica duramente a las administraciones involucradas en este caso pro su dejadez y cabezonería de mantener una actividad y unas instalaciones, altamente contaminantes, y que desde hace más de cinco años vienen denunciando, obteniendo silencio y reproches, llegando a las graves consecuencias de esta situación, pues es la primera vez en Canarias que se declara un suelo contaminado y, a nadie le gusta que eso ocurra, y mucho menos en el municipio donde reside, por lo que le piden al ayuntamiento de Adeje que deje de poner obstáculos y proceda a la limpieza y descontaminación lo antes posible, prestado la máxima colaboración a la Consejería competente con el fin de minimizar, si esto es posible, el daño ocasionado.

El colectivo vecinal opositor al campo de tiro hace dos valoraciones de esta resolución. La primera positiva pues con este acto queda cerrado el campo y suspendidas las actividades de tiro al plato y anuladas las licencias administrativas lo que supone que no volverá abrirse. Y la segunda negativa y de desilusión, negativa al ver que se ha llegado a tener un espacio natural contaminado por el capricho de unos pocos dañando gravemente el medio ambiente y de desilusión al haber comprobado como los representante públicos, en lugar de proteger el entorno, se dedicaron al enfrentamiento y la cabezonería contra un grupo de vecinos que lo que persiguió desde el principio era la defensa y conservación del espacio natural.

Aseveran desde la Asociación que continuaran vigilantes y atentos para que esta resolución se cumpla, especialmente en la parte de limpieza y descontaminación, así como que continuaran con las causas judiciales abiertas, sin descartar que se abran alguna más, ya que son conscientes de que ningún cargo público va a asumir su responsabilidad política por lo que tendrán que asumir y acatar las decisiones judiciales por este grave delito ambiental.