Buscar
10:28h. Domingo, 19 de Agosto de 2018

Arona desmantela la primera de las dos pasarelas 
de la avenida Chayofita de Los Cristianos

El Ayuntamiento de Arona llevó a cabo anoche el desmontaje de la primera de las dos pasarelas de la avenida Chayofita, la que se encontraba situada más cerca de la rotonda de entrada de Los Cristianos. Se trata del primer paso para la instalación de una nueva que será totalmente accesible y mejorará la seguridad y el impacto visual en la zona.

 

El Ayuntamiento desmontó anoche el primero de ellos, mientras que el segundo se mantendrá hasta que se complete la instalación de la nueva pasarela.
El Ayuntamiento desmontó anoche el primero de ellos, mientras que el segundo se mantendrá hasta que se complete la instalación de la nueva pasarela.

El desmantelamiento de los pasos peatonales existentes hasta ahora era una constante reivindicación vecinal, no solo por la imagen negativa que proyectaba sobre el municipio, con un importante impacto visual negativo, sino por haberse convertido en un potencial foco de inseguridad, no permitir el paso de personas con problemas de movilidad, tal y como establece la normativa, o llevar aparejado un ascensor que nunca ha podido entrar en funcionamiento.

mde

El alcalde de Arona, José Julián Mena, quien estuvo presente anoche durante los trabajos de desmontaje, recordó que “con estas obras no solo estamos cumpliendo con una promesa electoral que hicimos a los vecinos del municipio, sino que estamos garantizando que cualquier persona, sean cuales sean sus circunstancias, pueda cruzar la avenida en condiciones de seguridad”.

El nuevo paso peatonal, que se instalará en las próximas semanas, un tiempo durante el cual se conservará la segunda pasarela, era la mejor de las opciones para cruzar la avenida Chayofita de Los Cristianos en condiciones de seguridad.

mde

La colocación de pasos de peatones al nivel de la vía no era posible en el tramo recto de la avenida, donde los vehículos alcanzan con frecuencia velocidades elevadas, al tiempo que un túnel soterrado era inviable, ya que podría convertirse en un importante foco de inseguridad y porque se verían afectados por el proyecto del tren del sur, que va soterrado en esa zona.

La nueva pasarela comunicará los dos márgenes de la vía y lleva aparejado un sistema de rampas en forma de secciones circulares que permitirá el tránsito de personas con movilidad reducida, incorporará áreas ajardinadas y estará iluminada por luces led para evitar un consumo excesivo de energía.