Buscar
08:55h. Domingo, 15 de diciembre de 2019

Marián Franquet y Nauzet Gugliotta reivindican la normalización de la discapacidad y la diversidad

La consejera insular de Acción Social, Marián Franquet, ha apelado a la suma de luchas para que “las personas con discapacidad se inserten e integren en la sociedad, independientemente, también, de su diversidad sexual y de género”.

La consejera insular de Acción Social y el consejero delegado de Participación Ciudadana y Diversidad han participado en las IV Jornadas de Sensibilización en Diversidad Funcional de la mano de la Asociación Apreme y Algarabía
La consejera insular de Acción Social y el consejero delegado de Participación Ciudadana y Diversidad han participado en las IV Jornadas de Sensibilización en Diversidad Funcional de la mano de la Asociación Apreme y Algarabía

Además, puso en valor el papel que tienen entidades como la Asociación de Padres y Madres de Personas con Discapacidad Intelectual (Apreme) que, recientemente, ha celebrado las IV Jornadas de Sensibilización en Diversidad Funcional en Icod de los Vinos.

En dichas jornadas, en las que colaboró la Asociación de Lesbianas, gays, bisexuales, trans e intersexuales de Canarias (Algarabía), también participó el consejero delegado de Participación Ciudadana, quien expuso la necesidad de “dejar de ver a las personas con discapacidad desde un punto de vista paternalista, y tratarlas con la dignidad que se merecen. Y parte de esa dignidad implica reconocerles su esfera sexual y psicoafectiva”, expresó.

El I Festival Inclusivo y las IV Jornadas de Sensibilización en Diversidad Funcional Ven, siéntate, Apreme y escucha, que se celebraron en Icod de Los Vinos del 11 al 16 de noviembre, con un amplio programa de actividades que incluyó cine, música, exposición de obras de arte y conferencias, a las que asistieron más de 200 personas.

La Asociación (Apreme) trabaja con personas con discapacidad intelectual y sus familias. Nace en 1998 como respuesta a la preocupación de los padres, madres y tutores legales sobre el futuro de sus hijos, tanto por la escasez de centros de atención especial como por la necesidad de dar una nueva orientación al futuro de sus hijos que garantizara su bienestar y calidad de vida. 

El objetivo fundamental de esta asociación es defender los derechos y mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual y sus familias, en base a principios de integración social y normalización. Actualmente integran Apreme 32 familias.