Buscar
10:39h. viernes, 30 de octubre de 2020

42 playas de Canarias han contado con los servicios de vigilancia, socorrismo y salvamento de Cruz Roja

En concreto, en la provincia de Las Palmas la Institución ha estado presente en; la isla de Gran Canaria, en el municipio de Las Palmas de Gran Canaria: playas de Las Canteras, La Cicer, El Confital, La Laja y Las Alcaravaneras; en el municipio de San Bartolomé de Tirajana: playas de Maspalomas, del Inglés, Las Burras, San Agustín y Las Meloneras; playa de La Aldea, en el municipio de La Aldea de San Nicolás; playas de San Felipe y Roque Prieto en el municipio de Santa María de Guía; playas de El Puertillo, Los Charcones, San Felipe, Quintanilla y Bocabarranco en el municipio de Arucas; playa de Pozo Izquierdo en el municipio de Santa Lucia de Tirajana. En la isla de Lanzarote: en la playa de Guacimeta en el municipio de San Bartolomé.

Cruz Roja comunica el balance del "Plan de Playas Canarias 2020", marcado por el impacto de la COVID-19
Cruz Roja comunica el balance del "Plan de Playas Canarias 2020", marcado por el impacto de la COVID-19

En la provincia de Santa cruz de Tenerife, la Institución ha prestado sus servicios en: la isla de Tenerife: Icod de Los Vinos: playa San Marcos. El Rosario: playa La Nea, Radazul y Piscina de Tabaiba. Santa Cruz de Tenerife: Almáciga, Roque de Las Bodegas, Benijo, Gaviotas, Teresitas y Piscinas del Parque Marítimo. Güímar: El Puertito, El Socorro. Granadilla: El Médano, La Tejita y Montaña Roja, La Jaquita, El Chinchorro y Leocadio Machado. El Hierro: municipio de Frontera: La Maceta. La Gomera: San Sebastián de La Gomera: La Cueva y San Sebastián de La Gomera. Y en La Palma: Los Llanos: Puerto Naos y Charco Verde.

Para ello se ha contado con alrededor de 200 profesionales del salvamento, entre socorristas acuáticos, personal sanitario, conductores, etc., además de otros muchos voluntarios y voluntarias de Cruz Roja que han potenciado el servicio, además de realizar actividades complementarias, dando un valor añadido a esta prestación. 

Cruz Roja en Canarias ha realizado 3.318 atenciones durante la actual campaña de playas (entre el 21 de junio y el 15 de septiembre). La mayor parte de las asistencias han sido de carácter sanitario (2.051), que incluyen atenciones por picaduras, esguinces, luxaciones y erosiones. Tras las sanitarias, también destaca el número de asistencias sociales (827), entre las que se recogen actividades como el baño adaptado, que permiten a personas con discapacidad el poder disfrutar de un baño seguro en el mar y que sus familiares puedan disponer además de una valiosa ayuda para disfrutar también del descanso. El rescate de personas (263) o la atención a menores extraviados (48) son otras intervenciones de esta atípica temporada de playas. 

Bajo la sombra de la COVID-19 La presencia de Cruz Roja en las playas supone un importante valor añadido, el compromiso de la Organización con la seguridad y la calidad en la atención a las personas, porque no se limita a prestar un servicio, sino que va más allá, según explica el responsable de Playas de Cruz Roja, Miguel Ángel Sánchez Arrocha. "Por ello, ante el actual contexto originado por el COVID-19, nuestro personal ha llevado a cabo otras labores adicionales a su habitual rol de ‘rescates’, como apoyar en ámbitos como la ordenación de las playas, siempre en coordinación con los distintos ayuntamientos", recalca Sánchez Arrocha. Esta ha sido la principal novedad del Plan de Playas de Cruz Roja, "el rol añadido que han tenido nuestros socorristas y que han podido colaborar en aquellas tareas que permitían contribuir a la seguridad y al buen funcionamiento de la playa", explica el portavoz de Cruz Roja