Buscar
10:16h. lunes, 30 de noviembre de 2020

El Ayuntamiento emprende un proyecto de ahorro energético de más del 40% en las instalaciones deportivas

El Ayuntamiento de Granadilla de Abona, a través de las concejalías de Deportes y Servicios Generales, cuyos responsables son Marcos González y Marcos Antonio Rodríguez, respectivamente, emprende un proyecto de mejoras del ahorro energético en las instalaciones deportivas del municipio, que está previsto acometer en un plazo de dos años, y para el que se ha recibido una subvención del Gobierno de Canarias y del Fondo Europeo de Desarrollo Regional, en el marco del programa operativo Feder Canarias 2014-2020.

Las actuaciones se desarrollarán en El Médano, San Isidro, Charco del Pino, Granadilla y Los Abrigos
Las actuaciones se desarrollarán en El Médano, San Isidro, Charco del Pino, Granadilla y Los Abrigos

Las actuaciones, que supondrán un ahorro energético de aproximadamente, un 42%, y cuyo coste económico global es de alrededor de 900.000 euros, se desarrollarán en los campos de fútbol La Hoya del Pozo, en El Médano; La Palmera, en San Isidro; Charco del Pino, y Francisco Suárez, en Granadilla de Abona, así como en las instalaciones deportivas y canchas de Los Abrigos. 

Marcos González argumenta que por parte del Ayuntamiento se realizó un estudio de los diferentes espacios deportivos de los campos de fútbol, con el objeto de establecer una serie de medidas que permitan mejorar la eficiencia energética y optimizar el consumo, empleando soluciones adecuadas al uso de cada establecimiento. Este tipo de acciones, explica el edil, supondrán un importante descenso en la factura de la luz y, por tanto, un ahorro considerable de los recursos públicos.

Por su parte, Marcos Antonio Rodríguez enfatiza que la implantación de estas actuaciones en los espacios citados anteriormente permitirán más eficiencia energética y mayor ahorro a medio y largo plazo, fomentando el uso de energías renovables, además del beneficio que supone para el medio ambiente la modernización de estos recintos deportivos, por la reducción del C02 y de la huella de carbono. 

En cuanto a los trabajos de mejora previstos, figuran la sustitución de la iluminación existente por tecnología led y de los electrodomésticos por equipos más eficientes; el cambio de termos eléctricos por bombas de calor y la modificación de potencia contratada. También, se procederá a la instalación de una planta fotovoltaica en autoconsumo; sistemas de regulación y control del alumbrado interior y exterior y la reforma de la instalación eléctrica, entre otras cosas. Los responsables municipales aseveran que se trata de iniciativas que contribuyen a atenuar las emisiones a la atmósfera y los efectos del cambio climático, a la vez que permiten una mejora en la gestión de los presupuestos municipales.