Buscar
13:27h. Jueves, 20 de Septiembre de 2018

Los vecinos de Casa Blanca, sin solución para su pozo negro

El Partido Socialista, tras las reuniones mantenidas con los vecinos y vecinas de Casablanca, llevó al pasado pleno una PROPUESTA URGENTE para solicitar al gobierno municipal que diera una solución inmediata a los vertidos que se están produciendo en ese barrio, vecino al núcleo de San Isidro en el que viven alrededor de sesenta familias. 

El PSOE pidió al gobierno municipal que reparara el pozo existente o que, si no fuera posible, se procediera a dotar al núcleo de un nuevo pozo
El PSOE pidió al gobierno municipal que reparara el pozo existente o que, si no fuera posible, se procediera a dotar al núcleo de un nuevo pozo

Estos vertidos se están produciendo como consecuencia del colapso que sufre el único pozo de aguas negras, que asimila las aguas fecales de todas las viviendas de la zona.

Los vecinos y vecinas de este núcleo sufren a diario esta situación, que no es sólo problemática desde el punto de vista de la salubridad, causante de los malos olores y de la aparición de insectos. Además, la calle donde se encuentra ubicado el pozo está hundida, tratándose también de un riesgo para la seguridad de todos los ciudadanos, de los vehículos que por ahí circulan o se estacionan y, concretamente, de los niños y niñas que acceden y se bajan del transporte escolar justo encima del lugar referido. En ese mismo punto se encuentran situados también los contenedores de residuos, con lo que el camión de retirada de los mismos estaciona justo en la zona de peligro. 

Por motivos de seguridad y de salubridad, el PSOE pidió al gobierno municipal que reparara el pozo existente o que, si no fuera posible, se procediera a dotar al núcleo de un nuevo pozo lo antes posible. Además de esta propuesta, se solicitaba al gobierno municipal que vallara la zona de la calzada que se encuentra hundida, para evitar posibles daños materiales y personales que pudieran ocasionarse. Sin embargo, CC y PP, con la connivencia de Ciudadanos, votaron en contra de la propuesta “por no considerarla urgente”. 

En palabras del portavoz socialista, Juan Rodríguez Bello, “no nos sorprende la decisión del Regalado y su gobierno de no atender este asunto por la vía de urgencia. Los vecinos de este núcleo llevan semanas intentando contactar con ellos y nadie atiende sus denuncias. Coalición Canaria y Partido Popular están más ocupados en gastar el dinero municipal en fiestas y propaganda que en dar respuesta a las verdaderas necesidades de los vecinos”.