Buscar
04:54h. Jueves, 18 de Octubre de 2018

Avanza a buen ritmo la recuperación de un camino isorano perdido en los años 70

Se trata del antiguo camino que une Tejina de Isora y el caserío de Las Fuentes, un trayecto de casi 10km que cayó en desuso tras la construcción de la carretera en la década de 1970. La zona había sido ocupada en su totalidad por flora, en su mayoría juncos y vinagreras, haciendo imposible su tránsito. 

 

El sendero conectará de nuevo Las Fuentes con Tejina. Miembros de la asociación vecinal Aveti visitaron el sendero y elogiaron la labor realizada por los trabajadores del Plan Extraordinario de Empleo Social
El sendero conectará de nuevo Las Fuentes con Tejina. Miembros de la asociación vecinal Aveti visitaron el sendero y elogiaron la labor realizada por los trabajadores del Plan Extraordinario de Empleo Social

El presidente de la Asociación de Vecinos Aveti, Norberto Torres, visitaba el sendero recientemente acompañado de otro miembro de la asociación, Miguel Rodríguez; de la concejala de Empleo y Sector Primario, Raquel Gutiérrez y de la concejala de Recursos Humanos, la tejinera Lucía González. 

Torres quiso reconocer y agradecer la labor de los trabajadores para recuperar este camino. “Nos va a permitir recorrer de nuevo senderos que habían caído en desuso y que muchas personas que nacimos después de los años 70 ni siquiera conocemos” señaló.  

El Ayuntamiento de Guía de Isora ha puesto especial empeño en recuperar los caminos antiguos como parte de un plan para dinamizar las zonas de medianía y abrirlas a nuevas oportunidades económicas. 
    
Despejar el camino de tuberías es otro de los objetivos del Ayuntamiento para esta zona. Durante estos años se han colocado tuberías de riego y servicio que invaden el espacio público. Desde la Agencia de Desarrollo Local se está trabajando con las comunidades de agua y distintos propietarios para desplazar estas tuberías y colocarlas de manera paralela al camino.  
    
El antiguo camino partía originalmente del germen que dio lugar al núcleo de Tejina de Isora, el Lomo de Tejina, y terminaba en el caserío de Las Fuentes, conocido coloquialmente como el granero de Guía de Isora. Tras la construcción de la carretera, el caserío se fue despoblando debido a que ya no era necesario vivir en la zona para trabajar en ella, por lo que los caminos también fueron cayendo en desuso.