Buscar
22:49h. miércoles, 12 de agosto de 2020

Sanidad establece como prioridad evitar la pérdida de las plazas de la Oferta Pública de Empleo de 2016

La consejera de Sanidad del Gobierno de Canarias, la socialista Teresa Cruz, resaltó hoy en sede parlamentaria que la principal prioridad de su equipo es “intentar salvar la Oferta Pública de Empleo de 2016 para, a continuación, seguir con las restantes, las correspondientes a 2017, 2018 y de estabilización”, todo ello en el marco de la Mesa Sectorial de Sanidad. 

Teresa Cruz: “La OPE ni se ha suspendido ni se ha paralizado”
Teresa Cruz: “La OPE ni se ha suspendido ni se ha paralizado”

Cruz respondió así a las diferentes preguntas relacionadas con la OPE formuladas durante el Pleno del Parlamento de Canarias de este martes.

En esa línea, la consejera matizó que, pese a las interpretaciones que se han realizado durante los últimos días, “la OPE ni se ha suspendido ni se ha paralizado”, aclarando que “el calendario que se había establecido en la Mesa Sectorial del 8 de abril, como expresamente indicó el anterior director del SCS, era un calendario estimativo, tal y como consta en el acta, y no era real”. Ante ello, la voluntad del actual equipo de gobierno pasaría por trabajar  en la elaboración de cada una de las convocatorias, que afectan a 107 procesos selectivos para la estabilización de 7.178 plazas de personal estatutario del  Servicio Canario de la Salud.

Cruz señaló que, durante la Mesa Sectorial del pasado 24 de octubre, se entregó a los sindicatos un calendario de convocatorias “con fechas reales, no ficticias”, dado que “queremos garantizar la legalidad de los procesos y salvaguardar los derechos de los aspirantes” poniendo en marcha una OPE que permita “reducir la tasa de temporalidad de las distintas Gerencias del SCS y contribuirá a paliar los efectos del déficit de especialistas”.

Con todo ello, la consejera resaltó su voluntad de mantener abierta la negociación y el diálogo con las diferentes organizaciones sindicales, “tendiendo puentes en beneficio tanto de la sanidad pública como de los trabajadores y las trabajadoras”.