Buscar
00:37h. lunes, 18 de enero de 2021

Abre al tráfico un tramo que se ejecuta entre Las Chafiras y Oroteanda

El consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis, ha supervisado hoy la puesta en servicio del primer tramo que se finaliza y abre al tráfico del proyecto del enlace entre Las Chafiras y Oroteanda en la TF-1, término municipal de San Miguel de Abona, unas obras que enfilan su segundo año de ejecución. Junto al presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, y el alcalde de San Miguel de Abona, Arturo González, el consejero regional asistió a la retirada de las vallas que permiten a partir de hoy usar un tramo complementario del proyecto principal ubicado entre la rotonda de El Gomero y el polígono de Las Chafiras, que permitirá agilizar los flujos de tráfico en la zona y evitar que se colapse la TF-655 y que estas retenciones afecten también a la TF-1.

Obras Públicas pone en servicio, para agilizar el tráfico, un tramo que se ejecuta entre Las Chafiras y Oroteanda
Obras Públicas pone en servicio, para agilizar el tráfico, un tramo que se ejecuta entre Las Chafiras y Oroteanda

La vía que se ha puesto en servicio hoy forma parte de las obras del proyecto principal de los enlaces de Las Chafiras y Oroteanda, que contemplan la construcción de esta rambla de conexión entre la glorieta de El Gomero y el Polígono de Las Chafiras. Esta vía complementaria se abre con dos nuevas calzadas y una rotonda, lo que permitirá a los vehículos que tengan como origen o destino la zona de Las Galletas, Guargacho y Costa del Silencio, disponer de un itinerario alternativo a través del Polígono de Las Chafiras. También cuenta con aceras transitables para el paso de los peatones.

“Es un tramo que va a significar un gran desahogo ya que va a permitir dar mucha más fluidez al tráfico en esta parte del sur de la isla y de la TF-1 a su paso por Las Chafiras, al evitar que muchos vehículos tengan que acceder por la autopista, aseguró Franquis, “Con esta primera apertura se empiezan ver los resultados de una obra que comenzó hace más de año y medio y que a principios del próximo año va a tomar un impulso destacado con el desvío de la autopista para ejecutar la obra de los dos enlaces, y ahí es cuando los ciudadanos van a comenzar a notar de verdad que aquí se está haciendo un trabajo de envergadura para mejorar la conectividad de esta zona de Tenerife”

Esta nueva ruta contribuirá a la descongestión del nudo de Chafiras, en la TF-1, puesto que los vehículos que provengan de la zona de Galletas-Guargacho-Costa del Silencio y deseen ir la zona comercial de Las Chafiras o a Los Abrigos o El Médano, o a la inversa, podrán atravesar ahora el Polígono sin necesidad de tomar la carretera insular TF-655, que en determinados horarios presenta problemas de capacidad en las proximidades del nudo de Las Chafiras. Se estima que el tramo puesto en servicio hoy absorba una media de 20.000 vehículos que hasta ahora se veían obligados a acceder a la TF-1 y a la TF-655.

La inversión aproximada en la construcción y puesta en servicio de esta rambla entre Las Chafiras y la rotonda de El Gomero ha sido de 1.820.000 euros.

El proyecto de construcción de los enlaces de Las Chafiras y Oroteanda contempla, en su tramo principal, la ejecución de un nuevo enlace en la zona de Oroteanda, la remodelación del actual enlace de Chafiras, la construcción de dos vías colectoras de alta capacidad y la ejecución de un corredor hidráulico insular que albergará diferentes conducciones de suministro de agua potable, desalada y regenerada.

“Los técnicos calculan, con todas salvedades que hay que tener en cuenta en temas de obras, que la obra podría estar acabada en julio de 2022, estamos prácticamente a un año y medio de acabar y por eso a principios del año que viene se empezará a ver el grueso de la obra con la desviación de la autopista algo que los vehículos lo van a notar”, aseguró el consejero, “esta es una obra muy demanda en la isla de Tenerife, desde hace muchísimos años y yo espero y deseo que la podamos acabar en este año y medio, con lo que ganaremos unos nuevos enlaces que significarán mejoras al tráfico, a la movilidad y la seguridad y que permitirán una mejor conexión para la isla”.

El nuevo enlace de Las Chafiras tendrá la tipología de glorieta elevada sobre el tronco de la TF-1, al que salva mediante dos pasos superiores circulares. A esta glorieta se conectará la TF-65 como eje viario transversal (Los Abrigos- San Miguel), así como los dos ramales hacia Santa Cruz de Tenerife y las dos vías colectoras-distribuidoras en sentido sur.

El nuevo enlace de Oroteanda se situará en el punto kilométrico 63+570, en la margen izquierda del Barranco de Archile. Al situarse en el lado oeste del núcleo cerrará, junto al enlace de Las Chafiras, el nuevo sistema viario de toda esta área urbana. Se ha diseñado con una tipología de diamante de pesas, con dos glorietas de 60 metros de diámetro y dos carriles de circulación de 4 metros cada uno. Los ramales de conexión enlazan con las vías colectoras-distribuidoras que a su vez conectan con el tronco de la autopista y con el enlace de Las Chafiras.

La conexión entre glorietas se realiza a través de una vía de doble calzada con mediana separadora, que cruza el tronco por la TF-1 mediante paso inferior. La glorieta norte conecta con un camino local transitado hacia la parte alta de Llano del Camello. Por otra parte, la glorita sur conecta con el nuevo ramal hacia la TF-655 y con la avenida Modesto Hernández González. Se potencia así la conexión hacia el nuevo enlace de Oroteanda desde Las Chafiras.

También se han dispuesto ramales de bypass del enlace en todos los giros a la derecha para mejorar la fluidez del tráfico entre las vías colectoras-distribuidoras y los ramales en dirección Las Américas, al permitir que no haya que pasar por las glorietas.El presupuesto vigente del proyecto global de las obras de los enlaces de Las Chafiras y Oroteanda es de 23.315.312 euros.