Buscar
23:03h. sábado, 23 de enero de 2021

El Gobierno aprueba medidas extraordinarias para la contención de la COVID-19 en la isla de Tenerife

Según el informe de la Dirección General de Salud Pública, la isla de Tenerife ahora tiene una incidencia acumulada a siete días de 76 casos por 100.000 habitantes y continúa en una condición de isla con nivel alto de transmisión de la enfermedad, por lo que se hacen necesarias nuevas medidas con el fin de lograr la contención de la curva epidémica, especialmente en estas fechas de puente y prenavideñas.

Se establece que las reuniones se limitarán a solo cuatro personas y la prohibición de movimientos a partir de las 23.00 y hasta las 6.00
Se establece que las reuniones se limitarán a solo cuatro personas y la prohibición de movimientos a partir de las 23.00 y hasta las 6.00

Durante los próximos 15 días, tras la publicación en el Boletín Oficial de Canarias (BOC) del acuerdo de Gobierno de hoy, las reuniones sociales y familiares, tanto en espacios públicos como privados, se reducen a un máximo de cuatro personas (actualmente esta cifra era de seis).

Además, durante una semana desde este mismo sábado, 5 de diciembre, la libertad de circulación queda restringida entre la 23.00 y las 6.00 horas, salvo para la realización de las actividades esenciales recogidas en el artículo 5 del Real Decreto-ley 926/2020, de 25 de octubre, por el que se declara el estado de alarma para contener la propagación de infecciones causadas por el SARS-CoV-2 (el coronavirus causante de la enfermedad de la COVID-19). Esta medida es revisable y ampliable en función de la situación epidemiológica.

En los próximos 15 días, se establece el cierre de todos los establecimientos de servicios no esenciales también a las 23.00 horas. Respecto a la restauración, el máximo de comensales por mesa será de cuatro personas y el cierre a esa misma hora. Se prohíbe fumar en locales de entretenimiento, ocio, hostelería, restauración e incluso en las terrazas.

Además, queda prohibida la venta y el consumo en la vía pública, y se recomienda el cierre nocturno de parques, zonas de esparcimiento al aire libre y vía pública, cuando se produzcan aglomeraciones para el consumo de alcohol.

En el resto de establecimientos o locales comerciales y no comerciales, excepto en servicios sanitarios o médicos el aforo se reduce del 50% autorizado al 33%. También se mantienen las prohibiciones de visitas a residencias de estudiantes, y los centros recreativos de niños, jóvenes o asociaciones de vecinos seguirán cerrados.

La actividad cultural como cines, teatros, auditorios y espacios similares se mantendrá igual que actualmente (un tercio del aforo en interiores y el 50% en exteriores, con la prohibición de comer y beber). En museos, salas de exposiciones, monumentos y otros equipamientos culturales, se mantiene en un tercio el aforo permitido y se limita a cuatro las personas que pueden realizar actividades de grupo.

Se limita la actividad deportiva en zonas interiores de instalaciones y centro deportivos y la actividad deportiva no profesional. Con respecto a los eventos deportivos, se mantiene la norma actual para Tenerife donde se permite hasta un máximo de 25 participantes de forma simultánea y sin público.

Respecto a los lugares de culto, velatorios e incineraciones y creaciones, la situación queda igual que las restricciones anteriores, de la misma manera que las bodas y ceremonias similares. Los establecimientos y locales de juego y apuestas quedan igual, con un tercio del aforo autorizado.

Independientemente de esas medidas, el Gobierno de Canarias recuerda que la mejor manera de evitar contagios es manteniendo la distancia de seguridad interpersonal, con el uso de la mascarilla, incluso en ambientes familiares o de amigos, y con el lavado frecuente de manos, además de ventilando bien los espacios cerrados.

El acuerdo también establece que no se podrá celebrar la práctica de la actividad deportiva federada y no profesional en los próximos 15 días. El deporte profesional tendrá un máximo de 25 participantes de manera simultánea, siempre sin público, y sigue prohibida la práctica del deporte de contacto.