Buscar
12:34h. martes, 04 de agosto de 2020

Las medidas preventivas anti coronavirus dejan sin carnaval a los municipios del Sur y restringen las visitas a centros de mayores

El Gobierno de Canarias ha anunciado que suspende en el Archipiélago durante 14 días todos los actos culturales, deportivos y sociales y, en general, todos aquellos que tengan una afluencia masiva, de más de 1.000 personas, lo que ha implicado la suspensión de los carnavales en los municipios del Sur de Tenerife (así como en Sur de Gran Canaria o Fuerteventura). También se suspenden las visitas a los centros sociosanitarios de mayores, residencias de mayores, actividades en estos centros y en clubes de mayores, y se restringen las visitas a los hospitales.

 

Carnaval de Los Cristianos 2019
Carnaval de Los Cristianos 2019

Esta es una de las medidas acordadas este miércoles durante una reunión extraordinaria del Consejo de Gobierno con el objetivo de frenar el avance del coronavirus en las Islas. 

Además, se suspenden los viajes de escolares a la Península y al extranjero, aunque se mantienen los viajes previstos entre islas. También se suspenden las prácticas de FP de la rama sociosanitaria y se implementarán las medidas de higiene en los centros escolares.

Respecto al alumnado que va a venir en los próximos días a Canarias y que procede de comunidades en riesgo o de países en riesgo, Sanidad va a hacer una recomendación para que mantengan una actividad de vigilancia en cuanto a temperatura y síntomas los próximos catorce días.

Durante la comparecencia llevada a cabo al término de esa reunión en la sede de Presidencia del Gobierno de la capital tinerfeña, el portavoz del Ejecutivo, Julio Pérez, y la consejera de Sanidad, Teresa Cruz Oval, han explicado que todas las medidas son de carácter preventivo y buscan proteger, principalmente, a los grupos de riesgo: personas mayores, enfermos y personal sanitario.

"Si tenemos que elegir entre anticiparnos o llegar tarde preferimos lo primero" ha dicho Julio Pérez, quién también ha destacado las actuaciones individuales para parar la extensión del virus.

Teresa Cruz quiso que dejar claro que Canarias "no es una comunidad en situación de riesgo" y quiere "seguir haciendo una contención del virus preservando la salud de la ciudadanía y tomando estas medidas extra que van en la dirección de proteger a colectivos diana".

Respecto a la administración pública, Pérez ha dicho que está preparada para afrontar una situación de crisis y ha apuntado que la media de edad de los 70.000 empleados públicos son los 48 años, por lo que no están en la edad de riesgo salvo el personal sanitario.

Sobre los procesos selectivos en curso, ha indicado que los que no suponen un gran grupo de personas seguirán adelante y los que implican a un mayor grupo de personas "se ralentizarán".

Ha adelantado que el próximo sábado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se reunirá con todos los presidentes autonómicos para tratar la alerta sanitaria y las medidas que se han adoptado.

Al respecto ha apuntado que el consejero de Hacienda, Román Rodríguez, está atento a aquellas que supongan un posible uso del superávit para paliar los efectos económicos de esta epidemia.