Buscar
05:53h. viernes, 14 de agosto de 2020

Las vacunas del calendario vacunal son un derecho de la ciudadanía, no una prescripción médica” declaró el director general de Salud Pública en unas Jornadas de actualización en vacunas

Ricardo Redondas reivindica las vacunas como un derecho de la ciudadanía

Ricardo Redondas, director general de Salud Pública del Servicio Canario de la Salud, reivindicó las vacunas como un derecho de la ciudadanía  y recordó los retos que en materia de vacunación debe asumir Canarias durante su participación en calidad de ponente en las Jornadas sobre actualización en vacunas en Atención Primaria, organizadas en el Centro de Salud de Guanarteme como parte de la dinámica habitual de formación continua profesional llevada a cabo por el centro. 

 

“Confío en que los profesionales se impliquen en la próxima campaña de vacunación antigripal, y en que los conflictos corporativos no afecten negativamente a la población”
“Confío en que los profesionales se impliquen en la próxima campaña de vacunación antigripal, y en que los conflictos corporativos no afecten negativamente a la población”

En estas jornadas se abordaron distintas temáticas en relación a la vacunación como la vacunación contra enfermedades específicas (neumococo, virus del papiloma, tétanos, difteria, varicela y triple vírica), gestión de vacunas, vacunación en el viajero, vacunación en la infancia, embarazo y edad adulta.
Entre los ponentes se encontraban también profesionales del Servicio Canario de la Salud como César García de Llanos, Mª Teresa Martínez Fortún, Aída Puig Martín, Marian Tadeo López, Ángeles Cansino Campuzano, Ana Bella Álvarez y Abián Montesdeoca Melián. 
El director general de Salud Pública recordó en su ponencia los retos que, en materia de vacunación, debe asumir Canarias. “Aunque las coberturas vacunales son buenas, sobre todo en edades tempranas, son muchos los retos que debemos asumir, fundamentalmente en la mejora de las coberturas sanitarias”, dijo Redondas. 
“Algunos datos son francamente preocupantes como las bajas coberturas en la vacunación de las embarazadas, donde la vacunación frente a gripe y tosferina son claramente mejorables. La vacunación frente a gripe y tosferina de las embarazadas no sólo las protege a ellas, sino que protege también al recién nacido.”
Además analizó la polémica suscitada en torno al Real Decreto de prescripción de enfermería. Ricardo Redondas recalcó que “el Real Decreto no afecta a la administración de vacunas incluidas en el calendario vacunal, ya que, como indicó el abogado del estado, cuando se vacuna a la población, en el marco de una campaña de vacunación recogida en el calendario vacunal, infantil o del adulto, se actúa fruto de una decisión de la autoridad sanitaria en materia de salud pública”. 
“Esta vacunación no requiere de un diagnóstico previo, puesto que aún no hay enfermos, ni enfermedad que diagnosticar. La indicación de la autoridad sanitaria, en este caso la Dirección General de Salud Pública, suple a la prescripción médica”, concluyó.
“Las vacunas del calendario vacunal son un derecho de la ciudadanía, no una prescripción médica”, declaró el director general de Salud Pública, que finalizó confiando en que todos y todas las profesionales se impliquen en la próxima campaña de vacunación antigripal, y en que los conflictos corporativos no afecten negativamente a la población.