Buscar
02:51h. Martes, 11 de Diciembre de 2018

La Guardia Civil investiga a dos varones acusados de un delito continuado de hurto de aguacates en La Palma

Agentes de la Guardia Civil pertenecientes a la Patrulla Rural de la Compañía de Santa Cruz de La Palma, ha instruido diligencias en las que investigan a dos varones de 24 y 29 años respectivamente, vecinos de la localidad de Los Llanos de Aridane, como presuntos autores de un delito continuado de hurto de aguacates.

Las cantidades totales ascienden a 6.573 kilogramos de aguacates
Las cantidades totales ascienden a 6.573 kilogramos de aguacates

Como continuación a las investigaciones iniciadas el pasado mes de febrero en el marco de la Operación Guacamole, cuyo principal objetivo ha sido el esclarecimiento de los robos y hurtos de aguacates producidos en el último trimestre del año 2017 en la isla de La Palma, la Guardia Civil ha procedido a la investigación de dos personas por su presunta participación en la sustracción de aguacates de diversas fincas en los términos municipales de El Paso, Los Llanos de Aridane y Tijarafe.

Durante la investigación llevada a cabo, se ha podido comprobar que los acusados, una vez sustraían la fruta, procedían a su venta en embolsadoras de aguacates, así como directamente a comerciantes minoristas y mercados, utilizando a intermediarios para que no se les vinculara con las transacciones.

Con estos dos nuevos investigados, ya se elevan a cuatro las personas relacionadas con la sustracción de aguacates en la Operación Guacamole, pudiéndose averiguar que las cantidades entregadas por cada uno de los investigados a distintas comercializadoras del sector situadas en el término municipal de Los Llanos de Aridane, fueron respectivamente las siguientes: 1.516 kg; 485 kg; 1.018 kg y 3.554 Kg.

Los investigados, tras sustraer los aguacates los entregaban en tres empresas comercializadoras ubicadas en el término municipal de Los Llanos de Aridane, así como en comercios minoristas en donde no se les exigía documentación alguna sobre la trazabilidad del producto, haciéndose pasar por propietarios de fincas dedicadas a este cultivo.

Tras las investigaciones realizadas se ha podido comprobar que ninguno de ellos se dedica ni profesional ni particularmente a la agricultura, que no figuran en el Registro General de Productores Agrícolas (REGEPA) y que no poseen fincas en propiedad ni arrendamiento dedicadas a este cultivo, por lo que no pudieron justificar la procedencia lícita de más de 6.500 kilogramos de aguacates.

Las diligencias instruidas, han sido remitidas al Juzgado de Instrucción de Guardia de Los Llanos de Aridane.