Buscar
19:39h. Lunes, 17 de Junio de 2019

La Guardia Civil rescata una tortuga boba gravemente herida en la Caleta de Adeje

Agentes de la Guardia Civil pertenecientes al Grupo de Especialistas en Actividades Subacuáticas (GEAS), cuando se encontraban el pasado día 18 de mayo realizando funciones de seguridad propias de su especialidad y más concretamente durante el transcurso de una competición de pesca submarina en la zona de la Caleta de Adeje, recibieron la alerta desde una embarcación que realizaba la práctica del buceo deportivo, ya que habían encontrado una tortuga “boba” que estaba atrapada entre restos de desperdicios arrojados al mar.

La tortuga estaba atrapada entre restos de aparejos de pesca
La tortuga estaba atrapada entre restos de aparejos de pesca

Una vez los agentes se acercaron para tratar de ayudarla, se percataron de que había sufrido lesiones que debían ser tratadas antes de regresar a su hábitat natural, ya que le impedían su libre movilidad.

Conforme a los citados hechos, los agentes del GEAS procedieron a rescatar la tortuga de entre la basura, trasladándola posteriormente en la embarcación oficial hasta Puerto Colón. Una vez en tierra los agentes de la Guardia Civil, previo aviso, acordaron su entrega al Servicio de Recuperación de Fauna del Cabildo de Tenerife, para su cura y posterior reinserción en su hábitat natural.

La Guardia Civil alerta de que este tipo de servicios desgraciadamente cada vez es más habitual, los animales marinos frecuentemente se quedan atrapados entre desperdicios, basura arrojada al mar, así como artes de pesca abandonados.

El hecho de arrojar desperdicios al mar se trata de una infracción que pude ocasionar multas de hasta 2.000.000 de euros, dependiendo de la gravedad y el daño ocasionado con el vertido realizado al medio marino, según la Ley 42/2007 del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad.