Buscar
19:01h. sábado, 16 de enero de 2021

Como un buen prepotente capitalista y multimillonario Yankee, Donald Trump el más representativo Presidente del poco afortunado "Golpe de Estado", ha hecho explosionar la traca final de su estrafalario mandato de 4 años. Este 45 Presidente de  USA, es también uno de esos 5 Presidentes "bufa" que los electores norteamericanos no quisieron que cumpliera otro mandato, más que todo en beneficio de la democracia y del país.

La estampida que ha hecho este "Bisonte" va a dejar al Partido Republicano en paños menores, que sin darse cuenta ha beneficiado al Partido Demócrata que últimamente ha pasado por la Casa Blanca con sigilo y sin grandes aspavientos de poder, como lo hizo Obama. Donald Trump se ha rodeado de "lame botas", bravucones, muchos enamorados del Ku Klux Klan, agresivos matones, profesionales en montar trifulcas como la que vimos en el "Capitolio", prueba de ello es que Trump vio con buenos ojos el aceptar a Yellowstone como jefe de su tribu y los empujara a la toma del Congreso.

Este "Toro Apache" (pues de eso iba disfrazado) con su gorro de cuernos de Búfalo y vestido de pieles al más puro estilo indio americano, este ganso payaso, rastrero y esbirro de Trump, defendió a su Presidente como Rey o Brujo de la tribu de los fracasados imbéciles republicanos. Ha sido un do de pecho desafinado a cargo de un aberrante tenor, que ha sido sin lugar a dudas catalogado como uno de los tres peores Presidentes de los Estados Unidos, político aprendiz que ha llevado a muchos de sus aliados, entre ellos a España a extorsionarlos con las subidas de aranceles dejando nuestros productos en franco retroceso de ventas en USA.

Un Presidente anti Europeo, por el motivo de que siempre vio en Europa la cultura que él no tuvo, aparte de que es una potencia de la cual a él le hacía sombra con su Unión Europea del Mercado Común, que para este "macho alfa" es un peligro para los negocios norteamericanos.

Mal ejemplo ha dado este "rubio panocho" a la democracia más antigua actualmente del mundo, en donde todo los países democráticos le tienen de referente, pero ya ven, la asonada de Trump, tipo Espartero, ha sido para dar un espectáculo que ha costado muertos y muchos heridos, y la vergüenza de toda la Nación Norteamericana.

Es normal, que llamándose Donald (nombre de pato), era previsible que acabará metiendo la pata.