Buscar
jueves, 07 de julio de 2022 00:57h.

El Cabildo y SEO/BirdLife promueven la protección de aves marinas frente a la contaminación lumínica

El Cabildo de Tenerife, a través del área de Medio Ambiente, colaborará con la protección de aves marinas frente a la contaminación lumínica a través del proyecto LuMinAves, una iniciativa que parte de la Sociedad Española de Ornitología (Seo/Birdlife) y que abarca los archipiélagos de la Macaronesia.

Medio Ambiente 1
El proyecto ‘LuMinAves’ llevará a cabo un experimento de apagado de luces en Güímar, Candelaria y Arafo entre el 29 de octubre y el 10 de noviembre

La propuesta pretende investigar los efectos de este tipo de iluminación sobre especies como la pardela cenicienta, el paíño de Madeira o el petrel de Bulwer, y detectar puntos negros de las islas donde suelen hallarse un mayor número de ejemplares desorientados o con algún tipo de afección.

De esta forma, LuMinAves llevará a cabo entre el 29 de octubre y el 10 de noviembre un experimento de apagado de luces en diferentes zonas de Güímar, Candelaria y Arafo, al que se están uniendo ya muchas empresas y administraciones locales. Concretamente, el apagón tendrá lugar los días 29 y 31 de octubre y 2, 4, 6, 8 y 10 de noviembre.

El vicepresidente y consejero del área de Medio Ambiente, José Antonio Valbuena, solicita a la ciudadanía “que colabore apagando las luces exteriores de casas y negocios durante los días señalados y así contribuyan a esta experiencia medioambiental que trabaja por la salud de especies que forman parte de nuestro ecosistema”.

Por su parte, Yarci Acosta, delegado de SEO/BirdLife en Canarias indica que “a nivel mundial, las aves marinas se enfrentan a la pérdida y fragmentación de su hábitat, al impacto de la depredación por parte de especies introducidas-principalmente gatos y ratas-, a los conflictos generados en su interacción con la industria pesquera o a la contaminación, entre otros. La contaminación lumínica representa una grave amenaza no suficientemente estudiada”.

La iniciativa, entre otros propósitos, pretende crear herramientas como mapas de siniestralidad de aves deslumbradas, poner en marcha una experiencia piloto de corrección de puntos negros de deslumbramiento e implementar una estrategia para reducir la contaminación lumínica.

El proyecto LuMinAves está cofinanciado por la Unión Europea y cuenta también con el apoyo de otras instituciones canarias como la viceconsejería de Medio Ambiente del Gobierno de Canarias, el Cabildo de Fuerteventura o el Instituto Astrofísico de Canarias (IAC).