Buscar
09:25h. jueves, 19 de mayo de 2022

Sí Podemos Canarias exige cumplir el acuerdo de reforzar la plantilla que controla el uso del Parque Nacional del Teide

La consejera insular Ruth Acosta, del grupo político Sí Podemos Canarias, ha reclamado al equipo de Gobierno del Cabildo de Tenerife “convocar con celeridad las plazas que sean necesarias para cubrir y reforzar los puestos del personal que presta el servicio de apoyo a la vigilancia y uso público del Parque Nacional del Teide”.

Ruth Acosta - Consejera de Sí Podemos Canarias en el Cabildo de Tenerife(1)
Ruth Acosta muestra su preocupación ante el incremento de “actividades perjudiciales que se están desarrollando en el Parque Nacional”

La demanda, realizada durante la pasada Comisión Plenaria de Medio Natural y Cooperación Municipal, surge debido a que “es evidente que, a día de hoy, las actividades que se están desarrollando en el Parque Nacional son de las más perjudiciales que hemos visto, y el control del uso público está siendo ineficiente e insuficiente”. 

Acosta ha recordado al grupo de Gobierno que el pasado 24 de marzo de 2021, se aprobó una moción “presentada por nuestro grupo, Sí Podemos Canarias, por la que el Cabildo se comprometió a realizar las acciones que fuesen necesarias para la cobertura y refuerzo de las plazas del personal que presta servicios en el Parque Nacional del Teide y la reposición transitoria del servicio público de apoyo a la vigilancia y uso del Parque”. Ruth Acosta ha recordado al equipo de Gobierno que, en dichos acuerdos, se acordó también “la ampliación de plantilla de Agentes de Medio Ambiente, Guardas del Parque Nacional y Agente Forestal, todo ello al objeto de cubrir la escasez de recursos propios que tienen tanto el Parque Nacional del Teide como todos los espacios naturales protegidos en la Isla”. 

Sin embargo, la consejera de Sí Podemos Canarias defiende la necesidad de establecer “un mayor número de personal funcionario trabajando en dicho espacio, con la capacidad de realizar labores de vigilancia y que pueda denunciar todas aquellas infracciones que se cometan en el lugar, ya que se están dando casos que, aunque no tengan un carácter punitivo, suponen actuaciones irregulares que deben ser alertadas con inmediatez, como puede ser en las situaciones en las que algunas personas sueltan a sus perros en el Parque Nacional o que realizan picnics libremente en cualquier punto”. 

Desde la perspectiva ciudadana, la consejera Ruth Acosta afirma que “la imagen que proyectan estos casos es que no hay vigilancia alguna en el Teide, y es trabajo del grupo de Gobierno poner todos los medios necesarios para revertir esta situación, ya que cuanto más perciba la ciudadanía la sensación de que se pueden realizar estas acciones en un espacio público protegido, más probabilidades hay de que sigan ocurriendo”. Por tanto, la consejera insular defiende que “el incremento del cuidado y la vigilancia de estos lugares debe estar en sintonía con la subida del número de visitantes” 

Debido al progresivo aumento de la carga poblacional que acude al Teide, Acosta también ha advertido acerca de la “degradación importante que está sufriendo el terreno, y esto se puede observar en lugares como el cono volcánico, que se está convirtiendo en un vertedero”. “Esto se debe, en parte, al cierre del refugio de Altavista, lo que impide que se dispongan de baños en el lugar”. 

Ruth Acosta exige al grupo de Gobierno del Cabildo que “intensifique y aumente las iniciativas con la finalidad de solventar esta problemática, puesto que no se está contando con la vigilancia suficiente para un entorno tan frágil, sensible e importante para Tenerife”. 

Reglamento del servicio de visitas al barranco de Masca

Por otro lado, Sí Podemos Canarias también ha preguntado al equipo de Gobierno sobre el estado de la aprobación del reglamento que regulará el servicio de visitas al camino del barranco de Masca. Acosta ha mostrado su preocupación ante la posibilidad de que “se demore más en el tiempo la implantación del mencionado reglamento, sobre el que nos preocupan determinados aspectos, como que se esté examinando debidamente la capacidad de carga del camino y este tipo de cuestiones vinculadas a su correcta conservación”.