Buscar
viernes, 02 de diciembre de 2022 16:42h.

Más de 1.700 animales en Australia en declive por los incendios 
y la pérdida de biodiversidad

Los incendios forestales de Australia, entre finales de 2019 y principios de 2020, resultaron en uno de los peores desastres ecológicos en la historia moderna, al alcanzar entre los 1.000 y los 3.000 millones de animales fallecidos o desplazados.

incendios-en-australia(1)
Se cumplen tres años del “verano negro” australiano, los incendios de finales del 2019 y principios de 2020, que calcinaron más de 19 millones de hectáreas y causaron la muerte y desplazamiento de cerca de 2.000 millones de especies.

Tres años después, la biodiversidad de la región continúa en declive: más de 1.700 especies están amenazadas o en peligro de extinción. 

En los últimos años, Australia se ha situado como uno de los países desarrollados con los peores índices de disminución de especies. Los incendios forestales, las sequías y el calentamiento global destruyen la fauna australiana a un ritmo acelerado, alerta el propio Gobierno de Australia. 

El ejecutivo ha anunciado un plan de diez años para frenar la degradación de su biodiversidad y evitar la desaparición de especies como el koala, el periquito migrador (Lathamus discolor) y el periquito ventrinaranja (Neophema chrysogaster). Para garantizar la supervivencia de esta fauna, numerosos proyectos internacionales también trabajan en su recuperación. 

Este es el caso de Loro Parque Fundación, entidad española que cuenta con más de 50 especies australianas de loros que actúan como red de seguridad para sus homólogos en la naturaleza en caso de disminución crítica de sus poblaciones. “Las capacidades de las instalaciones de los zoológicos acreditados, unido al conocimiento de sus profesionales son la salvación de estos animales”, comenta Rafael Zamora, director científico de Loro Parque Fundación. 

 

Un total de 216 especie aves australianas amenazadas en el año 2022

Los incendios del sur de Australia afectaron a unos 180 millones de aves, sentenciando a muchas de ellas al riesgo de extinción. Ahora, hasta 216 especies de aves están amenazadas, unas 21 más que hace una década. 

Los cambios en el ecosistema de las aves debido al cambio climático dificultan la búsqueda de alimento y materiales para crear sus nidos. Asimismo, las variaciones de temperatura, cada vez más extremas, también cambian el comportamiento de estos animales, afectando a su reproducción. 

“Catástrofes como los incendios, producidos cada vez más con mayor frecuencia por el cambio climático, perjudican de forma trágica a especies como los loros al perturbar por completo su hábitat”, sostiene Zamora.

 

El rol de los zoológicos modernos frente a esta problemática

El pasado mes de septiembre, Loro Parque celebró el Décimo Congreso Internacional de Papagayos que trajo a Tenerife a expertos que han tratado de primera mano a estos animales, como, por ejemplo, Daniel Gowland, del Instituto Nacional de Especies Amenazadas de Australia. 

Loro Parque, como zoológico de referencia, pudo importar muchas de estas especies desde Australia, que se sumaban a las ya nacidas y criadas en el propio centro. La finalidad es la de proteger a estas aves de las amenazas a las que se enfrenta en el medio natural, además de concienciar a la población sobre la situación que atraviesan estos animales. 

 

Sobre Loro Parque

Grupo Loro Parque es un grupo empresarial que engloba el zoológico moderno Loro Parque, el acuario Poema del Mar, el parque acuático Siam Park, el restaurante Brunelli’s y el Hotel Botánico y Oriental Spa Garden.

Loro Parque, embajada animal con 50 años de historia, cuenta con la reserva de papagayos más grande y diversa del mundo, así como con especies y ecosistemas de los cinco continentes. La institución, junto a Loro Parque Fundación, mantiene un firme compromiso con la conservación de la biodiversidad en las Islas Canarias y refuerza el papel de los centros zoológicos modernos acreditados como protectores de la fauna amenazada.

El Parque cuenta con la Placa y la Medalla de Oro al Mérito Turístico otorgada por el Gobierno de España y la Medalla de Oro del Gobierno de Canarias, entre otros galardones. Además, ha sido reconocido con el Premio Príncipe Felipe a la Excelencia Empresarial y es el único zoológico de Europa que cuenta con la Certificación de Bienestar Animal “Human Certified” de la entidad American Humane