');
Buscar
lunes, 04 de marzo de 2024 21:06h.

Granadilla concede la medalla de oro al mérito deportivo a Abián Perdomo Alonso

El Ayuntamiento de Granadilla de Abona llevó a cabo el pleno municipal ordinario en el día de ayer, 30 de noviembre, como es habitual el último jueves de cada mes. 

 

Abíán Perdomp_n(1)
Abíán Perdomo: Es natural de Charco del Pino es el responsable de Cantera y Formación del Real Madrid, al que llegó a dirigir en un partido oficial

En esta sesión plenaria, se aprobó de forma unánime la entrega de la medalla al mérito deportivo en la categoría de oro al natural de Charco del Pino Abián Perdomo Alonso, responsable de cantera y formación del Real Madrid Club de Fútbol, debido a su excelente trayectoria deportiva y por sus valores, esfuerzo y representación del municipio.

 

El concejal del área de Deportes, Caín Franco, afirmó que “Abián es un ejemplo para todos los deportistas del municipio: una persona con una excelente formación que ha dedicado su vida al deporte que, además, no ha perdido ni un ápice de la humildad que le caracteriza”. Por otro lado, añadió que “resulta un orgullo ver que una persona que ha llegado tan lejos en un ámbito tan competitivo como es el fútbol profesional siga abanderando a donde quiera que va Charco del Pino y Granadilla de Abona”.

 

De igual manera, se realizó la toma de conocimiento de la renuncia de la concejala de Servicios Sociales, Carolina Marcia Bethencourt González, debido a la incompatibilidad de su reciente maternidad con la carga de trabajo política, la cual repasó brevemente las acciones logradas por  el área durante su estancia en materias de inclusión social, salud mental, adicciones y amparo a personas sin recursos, entre otras. 

 

La exedil afirmó que su renuncia “es un acto de responsabilidad para Granadilla: maternidad y política se me han hecho una montaña muy grande. Lo sencillo habría sido mantener el puesto y cobrar un sueldo, pero yo no soy así”. De igual manera, añadió que “en política nadie es imprescindible, y es de sabios reconocer cuando no se puede y humilde ceder el puesto”.