Buscar
jueves, 30 de mayo de 2024 11:55h.

CSIF exige que el personal sanitario tenga los mismos derechos que el resto de empleados públicos canarios

En escrito dirigido al Presidente y al Consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, el sindicato exige igualdad de condiciones y derechos en la totalidad del personal sanitario, “discriminados por la dejadez y la mala gestión política”.

181219_sanidad1_Fotor
CSIF- Canarias exige al Gobierno regional que el personal sanitario tenga los mismos derechos que el resto de empleados públicos canarios

El escrito dirigido desde la Central Sindical Independiente y de Funcionarios, CSIF, y coordinado bajo los servicios jurídicos, se ha exigido al Gobierno de Canarias, en concreto a su Presidente, Ángel Víctor Torres, y al Consejero en Sanidad, Blas Trujillo, que “se incluya en la Ley de Presupuestos de la Comunidad Autónoma de Canarias para 2023 una dotación presupuestaria suficiente para abonar hasta el 100% tanto de la paga adicional como de la paga extraordinaria del personal del Servicio Canario de la Salud, tal y como se lleva percibiendo desde hace años por el resto de empleados públicos del Gobierno de Canarias”. 

Desde CSIF Canarias se exige que el personal sanitario tenga iguales permisos y licencias que el resto de empleados públicos, toda vez que lo contrario es “seguir permitiendo una desigualdad entre iguales, un trato diferenciado y sin motivación alguna entre unos empleados públicos y los otros. Ahora más que nunca, el personal sanitario merece en Canarias que se dignifique el servicio que se ha venido prestando por estos a la altura de cualquier exigencia ciudadana, más teniendo en cuenta los duros años que llevan a consecuencia de la peor crisis sanitaria de la historia reciente de la humanidad”.

Precisamente se sostiene desde CSIF Canarias que “el resto de empleados del Gobierno de Canarias llevan desde la legislatura pasada, gracias, todo hay que decirlo, a las presiones en Mesa General de Negociación del Gobierno de Canarias, entre otros, de la central sindical CSIF, con una serie de condiciones que no se han querido aplicar al personal sanitario, lo que no va a conllevar que CSIF permanezca inamovible ante un trato hostil, humillante y de clara discriminación”.

Por último, CSIF Canarias, insiste en que “lo solicitado al Gobierno de Canarias obedece tanto a un derecho de los sanitarios como a un deber político de equiparar derechos y condiciones entre empleados públicos, más si cabe, cuando pertenecen a una misma Comunidad Autónoma”.