Buscar
lunes, 15 de julio de 2024 12:45h.

Detenido tras destrozar un vehículo patrulla en Las Galletas

La sala de comunicaciones de la Policía Local de Arona, recibía varias llamadas alertando que un joven se encontraba lanzando piedras de grandes dimensiones contra un vehículo patrulla estacionado en la Avenida Príncipe Felipe. Los hechos ocurrieron poco antes del medio día del pasado viernes, en el tranquilo barrio de la Galletas.

GIF 01-1-3
El joven fue detenido por un delito de daños intencionados y otro de atentado hacia los agentes de la autoridad.

Los agentes, se encontraban a varios centenares de metros de su vehículo, realizando una patrulla a pie por la zona comercial de Las Galletas.

Rápidamente se les alertó de los hechos acudiendo al lugar corriendo por las calles peatonales.

Cerca del coche, se encontraba un vehículo patrulla de la Guardia Civil, los agentes del instituto armado y de la Policía Local confirmaron los hechos, observando daños en el parabrisas, en el interior del vehículo y en uno de los espejos retrovisores. 

La sala de comunicaciones, envió los efectivos que tenía disponibles en apoyo, además de un vehículo patrulla para sustituir al vehículo policial dañado.

Los agentes de ambos cuerpos policiales allí presentes, pudieron recabar rápidamente la manifestación de varios testigos que observaron como un joven daño el vehículo patrulla con piedras de grandes dimensiones.

El sujeto dio patadas al vehículo policial, para romper uno de los espejos retrovisores.

Al parecer el joven fue visto dándole patadas al vehículo patrulla para romper un de los espejos retrovisores.

Según fuentes policiales a las que ha tenido acceso, Policía Local de Canarias Blog, el joven al ver que varios ciudadanos intentaban que desistiera en su actitud y que llamaban a las autoridades, salió corriendo para introducirse en uno de los portales de viviendas cercano.

Gracias a la colaboración ciudadana se localizó al autor de los hechos.

Los agentes actuantes, contando con la descripción física y la vestimenta de la persona que había originados los daños en el patrulla, organizaron rápidamente un operativo de localización del sujeto.

Según parece, el mismo resultaba ser un joven de 27 años conocido en el barrio y vecino del lugar.

Poco a poco fueron acotando los portales y viviendas cercanas, hasta llegar a una de las viviendas del número 7 de la Avenida Príncipe Felipe.

Al parecer, allí encontraron en un alto grado de excitación, a una persona que coincidía perfectamente con la descripción y vestimenta aportada por los testigos.

Dicho sujeto, llegó a insultar y amenazar a los agentes, en un momento determinado, arremete contra ellos en el descansillo de la escalera.

Utilizó el móvil para usarlo como objeto contundente.

Según fuentes policiales, el sujeto arremetió contra los agentes utilizando su móvil en el puño para causar más daño a los agentes.

El agresor, lanzó patadas y puñetazos a los agentes que intentaban defenderse de los golpes sin caer por las escaleras.

Este consiguió zafarse de la acción de los policías y corrió hacia el interior de la vivienda, no obstante, los agentes contaron con la colaboración de una señora de 60 años y madre del agresor, que se encontraba en el interior de la misma.

Allí, se consiguió reducir al agresor y tras explicarle sus derechos, procedieron a su detención. 

Tras la correspondiente realización de diligencias, el detenido fue trasladado al Puesto Principal de Playa de Las Américas de la Guardia Civil, quedando en calabozos a disposición judicial.

Según información aportada a Policía Local de Canarias Blog, al parecer el autor de los hechos, llegó a manifestar a los agentes que había actuado en venganza de una reciente detención en él municipio de Granadilla de Abona.

Al parecer, agentes de la Policía Local de dicho municipio detuvieron a este joven por un delito de robo con violencia.

El vehículo patrulla fue trasladado al taller de Orvecame.

En cuanto al vehículo patrulla dañado, fue trasladado en grúa hasta el taller de Orvecame para su reparación al quedar este totalmente inoperativo.