');
Buscar
jueves, 25 de abril de 2024 12:56h.

Detienen a un cura que vendía drogas en Badajoz

Resulta que aquellas personas que nos consideramos "Soldados de Dios", defendemos a muerte la creencia de una energía invisible que resumiendo todo este rollo con una sola palabra, lo llamamos "Bondad". Luego están los que gritan a los cuatro vientos que no creen en los sacerdotes porque no son conscientes de que absolutamente todos somos personas buenas o malas, pero somos personas.

Cura camello
Detenido un cura en Don Benito por traficar supuestamente con Viagra y otras drogas

Los sacerdotes tienen obviamente la fama de pederastas ganada a pulso desde tiempos ancestrales, pero desgraciadamente también han existido los pederastas en más gremios. Han logrado trincar a profesionales de la educación, a maestros de artes marciales y a un sin fin más de personas que jamás imaginábamos que fueran enfermos mentales, pederastas y abusadores.

Esta vez tenemos la noticia a nivel nacional del cura de Badajoz que junto a su novio, vendían drogas y la Policía, los trinco con dos kilos de metadona, estimulantes sexuales y tres mil euros en efectivo. Imagino a algunas personas creyentes que iban a la Iglesia con ese cura de mierda y ponían dinero cuando pasaba la cesta de la limosna y estarán diciéndose a sí mismos, "Chiquito ignorante he sido".

A lo largo de mi vida he conocido a muchos sacerdotes y entre ellos un primo mío, del cual recuerdo que además de fumar porros, descaradamente tenía sus amigas con derecho a casquetes, pero actualmente sigue ejerciendo de cura y es muy querido y respetado. También conozco a otros ex sacerdotes que dejaron la Iglesia por amor a una mujer y la Iglesia no permite en España ser sacerdote y tener relaciones con mujeres, aunque el artículo está dedicado al cura de mierda que vendía drogas con su novio. Un cura que degrada la creencia en una energía invisible con el nombre de Dios y a nivel personal creo totalmente en los cristianos que ayudan a los más necesitados, creo en los musulmanes que hacen lo mismo, en los ateos o en los ortodoxos y resumiendo, creo en las buenas personas, sin mirar sexos, políticas ni religiones.

Una papa podrida pudre un saco completo y desgraciadamente curas asquerosos como el de Badajoz quitan las ganas hasta de que nuestros hijos hagan la Primera Comunión, porque no quieren estar cerca de una mierda de estas que con sus manos te meta una hostia en la boca.

Una hostia que simboliza el cuerpo de Cristo, ese hombre que dicen que existió y murió asesinado por decir cosas bonitas, aunque a mí entender lo mataron porque no tenía nada y era más querido que los reyes ricos.

El cura de Badajoz no predicaba la Palabra de Dios, predicaba la Palabra del mismo Diablo. Perdone las molestias y gracias por la atención prestada.