Buscar
martes, 16 de agosto de 2022 13:47h.

El Consorcio urbanístico de Puerto de la Cruz licita las obras de la calle Tegueste, en Punta Brava

El Consorcio Urbanístico para la Rehabilitación Turística del Puerto de la Cruz, integrado por el Cabildo Insular, la Consejería de Turismo, Industria y Comercio del Gobierno de Canarias  y el Ayuntamiento de la ciudad, ha iniciado la licitación de los trabajos para la mejora ambiental en la calle Tegueste del municipio norteño.

1 CALLE TEGUESTE_VISTA INCIO CALLE CORREGIDA
Laura Castro, señala que “la actuación permitirá mejorar la accesibilidad del entorno y dotarlo de equipamiento urbano de calidad, integrado en el paisaje, para potenciar los valores naturales del ambiente marítimo en el que discurre”

La obra tendrá un presupuesto de 1.083.231 euros, y permitirá la rehabilitación y acondicionamiento de este tramo situado en el borde marítimo de Punta Brava, que se acondicionará como paseo para disfrute de vecinos y visitantes.

Los trabajos se incluyen en el programa de actuaciones del Plan de Rehabilitación de Infraestructuras Turísticas de Puerto de la Cruz, y tienen por objeto la renovación integral de la calle y de sus instalaciones, con el fin de mejorar este espacio del litoral que con el paso de los años se ha visto deteriorado. 

La consejera de Turismo del Gobierno de Canarias, Yaiza Castilla, ha destacado de esta iniciativa que es un ejemplo más de la apuesta que desde todas las administraciones públicas integrantes de este Consorcio se viene realizando por mejorar la imagen de un destino pionero en el devenir turístico canario y que pese a su madurez ha sabido renovar y potenciar su atractivo  a través de un modelo de intervención pública respetuosa con el entorno.  

Para la directora insular de Turismo del Cabildo de Tenerife, Laura Castro, “la actuación prevista permitirá mejorar la accesibilidad del entorno y dotarlo de equipamiento urbano de calidad, integrado en el paisaje, para potenciar los valores naturales del ambiente marítimo en el que discurre la vía”. “Para ello, el proyecto contempla, como uno de los elementos fundamentales en el paseo, la disposición de una nueva barandilla de hormigón, a diferentes alturas, que llevará iluminación ambiental incorporada, para garantizar la visibilidad por parte de los viandantes”, explicó la directora.

“Además, la accesibilidad se ha considerado como objetivo prioritario para permitir que cualquier persona de movilidad reducida pueda disfrutar del recorrido”, continuó, y añadió que “se trata de un proyecto inclusivo en el que se han tenido en cuenta la durabilidad de los materiales dado el ambiente marino que lo rodea, y la sostenibilidad, para potenciar la riqueza natural del entorno y que tanto los vecinos y vecinas, como los turistas y visitantes, puedan disfrutar del atractivo de la zona”, señala la responsable insular.

Para el alcalde de Puerto de la Cruz, Marco González, esta actuación va a suponer un antes y un después en el barrio de Punta Brava, para el que, señaló “impulsamos toda una serie de actuaciones junto a Cabildo de Tenerife y Gobierno de Canarias”, el primer edil apuntó que “esta obra es una primera intervención que prioriza, desde el Ayuntamiento, la mejora integral del entorno del barrio”.

 “Se trata de una actuación que no solo mejora la seguridad de los residentes y visitantes, sino que también va a ser la mejor ventana al mar, para disfrutar de un paseo que será un atractivo único dentro de los espacios que ofrecemos desde la ciudad”, apuntó González.

El máximo responsable municipal quiso destacar también el nuevo impulso desde el Consorcio Urbanístico que, con esta actuación y con otras en la que se viene trabajando de manera continua, “demuestra así el renovado compromiso que todas las administraciones presentes en la entidad tienen con el presente y futuro de la ciudad”. 

La actuación abarca toda la calle Tegueste, de casi 300 metros de longitud, desde la plaza que se encuentra junto a la calle Pelinor hasta las escalinatas de subida que finalizan en la Capilla junto a la Carretera TF-316. En dicho tramo se diferencian zonas de estancia, que se dotarán con bancos de descanso que respondan a las necesidades de accesibilidad, y zonas de paso, que se enriquecerán con plantas endémicas de la costa norte de la isla, estos puntos ajardinados también incorporarán luminarias de jardín.

La obra también incorpora la dotación de instalaciones relacionadas con la mejora de la calle: red de saneamiento y pluviales; abastecimiento de agua; red de riego y alumbrado público, entre otros servicios.