Buscar
lunes, 03 de octubre de 2022 00:00h.

Los hoteleros de la provincia tinerfeña cierran agosto con una ocupación media del 85% y estiman un septiembre al 78%

Los establecimientos hoteleros y extrahoteleros asociados a Ashotel cerraron julio con datos bastante positivos, que elevan al 84,82% la media de ocupación en la provincia de Santa Cruz de Tenerife, según los datos de la encuesta que realiza la patronal hotelera a través de su Observatorio de Competitividad Turística y Desarrollo Sostenible. Este dato supone nueve puntos más que las previsiones de principios de verano para este periodo vacacional.

Volcán La Palma turistas AY5tyy
La Palma repite mes con la mejor ocupación provincial (91%), pero con menor volumen de camas en el mercado por el cierre del área turística de Puerto Naos debido a los gases del volcán

Por islas, La Palma repite por segundo mes siendo la isla con el mejor dato de toda la provincia, con una media del 90,9% de ocupación y mejora en 22 puntos lo previsto a principios de verano (68%). Esto se debe a varios factores, pero el más destacado es el menor volumen de camas abiertas actualmente, pues después de casi un año de la erupción volcánica, la zona turística de Puerto Naos, una de las principales de la isla, con un importante volumen de plazas, continúa cerrada por los efectos nocivos de los gases emanados del volcán. Asimismo, la Isla Bonita ha tenido en el mercado nacional (peninsular y canario) a sus principales visitantes, algunos de los cuales, en el caso del mercado local, han cambiado el tradicional agosto en La Gomera por La Palma.

Por su parte, El Hierro elevó su ocupación media el mes pasado al 86,28%, unos datos también muy positivos que han superado en 8 puntos las expectativas iniciales realizadas por la encuesta de previsiones de Ashotel, presentada a mitad del mes de junio.

La Gomera mejoró en varios puntos (76%) la ocupación registrada en julio (67%), pero sigue sin tener los datos de lleno con los que tradicionalmente cuenta en los meses de agosto, donde crece mucho el turismo local. La isla colombina ha acusado en cierta forma el trasvase de turistas hacia la isla a La Palma, mientras que su principal mercado internacional, el alemán, sigue retraído debido a la crisis generalizada en Europa, motivada por la guerra en Ucrania y sus efectos directos sobre los precios de la energía.

Por último, Tenerife registró una media muy similar a la provincial, con un 84,84% de ocupación en los establecimientos hoteleros y extrahoteleros asociados a Ashotel.

En el caso de las diferentes zonas de Tenerife, los hoteles y apartamentos del sur cerraron con una media del 87,88%, mientras que en el norte fue del 77,3% y en el área metropolitana fue del 59%.

La encuesta también recoge que el 53,4% de los establecimientos asociados de la provincia afirman que su ocupación en agosto fue mayor que la de agosto de 2019, mientras que un 29,5% apunta que fue menor y el 17,1%, igual que la del mismo periodo prepandemia.

Optimismo prudente y difíciles previsiones

Ashotel analiza estos datos con cierto optimismo, porque ponen de manifiesto que se avanza en la senda de la recuperación turística, tras los duros años de la pandemia. De hecho, las previsiones de los establecimientos asociados para el mes de septiembre sitúan la ocupación en una media del 78,8%, en toda la provincia, a pesar de las cada vez más complicadas estimaciones en una época en la que las reservas son cada vez más a corto plazo. También octubre, según la encuesta realizada por el Observatorio de Ashotel, arroja el dato medio en las cuatro islas de la provincia en el 74,4%. Si hace años las operativas hoteleras trabajaban a seis meses o un año vista, las empresas alojativas aseguran que resulta complicado hacer estimaciones, porque esas reservas se producen cada vez con menor antelación.

El Observatorio de Competitividad Turística y Desarrollo Sostenible es la plataforma de Ashotel para la vigilancia, inteligencia y prospectiva en sostenibilidad, responsabilidad corporativa e innovación del sector alojativo en Canarias. Está constituido dentro de las directrices de la estrategia de sostenibilidad y digitalización de Ashotel 2030 que surge ante la necesidad de dotar al sector alojativo de una hoja de ruta para el impulso de un turismo más responsable y sostenible.