Buscar
09:43h. lunes, 20 de septiembre de 2021

El Cabildo y Vilaflor trabajan por la diversidad y la participación ciudadana en el sur de la isla

El consejero delegado de Participación Ciudadana y Diversidad del Cabildo de Tenerife, Nauzet Gugliotta, junto a la alcaldesa de Vilaflor, Agustina Beltrán, y la concejala de Diversidad y Participación Ciudadana, Montserrat González, ha clausurado este viernes la exposición ‘Memoria Trans. Memoria de ayer y hoy’, en la que diez personas de la isla cuentan sus historias personales, antes, durante y después de su transición, y que, a partir del lunes, se trasladará hasta Los Cristianos, Arona.

Vilaflor-1_Fotor
La alcaldesa de Vilaflor, Agustina Beltrán, ha agradecido la visita de Gugliotta y su implicación con las acciones realizadas desde el Ayuntamiento

“Se trata de una exposición con historias vitales cuyo éxito radica en la gran cantidad de conciencias que está abriendo”, señala Gugliotta, que añade que “son diez historias protagonizadas por hombres y mujeres trans reales y que han tenido que romper barreras, ellas más que ellos, para salir adelante”, ha explicado. 

De igual manera, el consejero delegado ha valorado el trabajo de Vilaflor de Chasna que, actualmente ostenta la secretaría de la Red Prisma de municipios conscientes y comprometidos con la diversidad afectivo sexual y de género para la mejora de sus actuaciones locales.

Gugliotta aprovechado la visita para conocer de cerca y valorar las diferentes iniciativas en materia de Diversidad y de Participación Ciudadana que realiza el consistorio de Vilaflor, donde fue recibido por la alcaldesa, Agustina Beltrán. 

Por su parte, Beltrán ha agradecido la visita de Gugliotta, y ha puesto en valor, como máxima represente actual de la Red Prisma, el papel de concienciación que lleva a cabo la exposición ‘Memoria trans’. “Desde nuestro municipio apelamos por todas las iniciativas que ayuden a sensibilizar y visibilizar la diversidad y, por ello, abogamos por acciones como ésta”. 

En la jornada de trabajo también participó el colectivo Canary Pride, cuyo objetivo es la promoción de la aceptación a la diversidad afectivo-sexual en la zona y conseguir la integración social efectiva de las personas del colectivo, sin excluir a nadie por razón de sexo, género, identidad de género, raza, religión, idioma, condición social y/o sexual.