');
Buscar
sábado, 13 de abril de 2024 01:56h.

La Igualdad solo existe entre los muertos

Pitágoras decía, "La libertad existe solamente entre los muertos", pero discrepo con Pitágoras porque ni entre los muertos existe la igualdad y fueron dos años trabajando en una funeraria, donde los ataúdes de los pobres y los ricos eran diferentes, tampoco eran iguales sus tumbas, ni sus misas, ni nada. La igualdad podría fomentarse como en los baños de algunos restaurantes que no marcan con imágenes para hombres, mujeres o discapacitados y en todos instalan los típicos tubos para agarrarse. ¿Dónde está la verdadera igualdad? ¿Los trabajadores tienen los mismos privilegios que los políticos? Incluso Pancho Villa decía que cada uno está en el lugar que le corresponde y así tendría que ser por obligación, pero déjanos esta forma de pensar en un sueño lindo.

El planeta está habitado por más ricos y menos ricos, donde los anuncian incluso en diferentes medios de comunicación. Hay gordos, flacos, de piel oscura y blancos, quiénes han tenido la suerte de nacer en una buena familia y han crecido como Dios manda, o como el diablo manda, o el destino, sin entrar en detalles, pero estudiaron y tienen sus buenas carreras universitarias.

Pero tenemos a quienes no han estudiado en su puta vida, pero son amigas o amigos de gobernantes de turno que los enchufan en cualquier Ayuntamiento y a su vez dichos enchufados contratan a un ejército de amigos y familiares. ¡Que no Carmensa!, que la igualdad es un paripé más del montón de basura y mentiras que vivimos en esta sociedad de borregos dominados por los pastores más inteligentes y punto pelota. España es un país libre como muchos otros lugares de Europa o del mundo entero, pero incluso siendo afortunado tendremos que ir siempre cogidos de la mano del factor suerte. ¿Tememos razón o estamos equivocados?

Escribo "tenemos" porque todas las personas arrastramos un ejército de millones de almas ancestrales dentro de Nuestros cuerpos y son quiénes nos dirigen y nos hablan, pero otra cosa es que los escuchen. No podemos mentirnos a nosotros mismos y cada uno está en su sitio, en su puesto señalado por el destino. ¿Vamos a decirle a una persona que está en la guerra o pasando hambre, que tenemos que ser positivos?

Que no, que la igualdad no existe y obviamente luchamos por lograr la igualdad desde hace millones de años, pero la igualdad no existe ni entre los muertos aunque Pitágoras en paz descanse lo diga siendo más famoso por matemático que por filósofo. Perdone las molestias y gracias por la atención prestada.