');
Buscar
lunes, 26 de febrero de 2024 00:56h.

!Hay que cumplir las órdenes oficiales!

Vamos a tener que soportar, tragar y hacer la vista gorda, después de ver el desastre y la enorme desgracia habida en Murcia con esa masacre de muertos calcinados por las negligencias de cuatro sebosos inútiles y arrastrados políticos que se limpian el trasero con lo que manda la autoridad (si lo manda). Ahora todos se pasan la "papa" de mano en mano, nadie es responsable de nada, el "vivo al bollo y el muerto al hoyo". El Alcalde Ballesta debe dimitir ¡¡YA!!, su presencia lleva detrás pegada la desgracia y el mal gobierno de un "canchanchan" que no tiene ni pajolera idea de lo que la ciudadanía quiere.

Unas discotecas sin licencia, esto es lo que pesaba en el novato mando de Ballesta heredado de otro inútil de Alcalde, sobre las que pesaba una orden de cierre (que se lo han pasado por el arco del triunfo), y ese Alcalde bufa, en tres meses que lleva en el cargo no se dignó en perder un minuto y hacer uso de su mando y ordenar lo que estaba ilegal en su Autonomía, y ejecutar lo que está sentenciado, primero lo tuvo el Alcalde del PSOE (una joya) y ahora este bisoño del PP.

El otro alcalde del PSOE, Serrano, recibió la orden de cerrar estas discotecas y así las tuvo nueve meses sin darle más importancia a ese cierre, hasta que entró el nuevo alcalde Ballesta, del PP, que se adosó al dicho "unos por otros, la casa sin barrer". Responsabilidades, cuánto vamos a tardar en verlas, han sido 13 víctimas las que han perecido, ¿se van a ir estos "tiesos" de rositas"? La verdad es que esto parece un mal endémico, creemos por informaciones que nos llegan que es algo que se lleva en toda España, cuando se dan una orden de precintos, de cierres, de desahucio a ocupas, todo lo que lleve una ejecución de remate, es lo que hay que hacer y los responsables de lo que pueda pasar si nos se cumple ya saben a lo que se exponen.

Aquí en el Sur de Tenerife, estas arbitrariedades se dan a continuo, precintos de paro de obras y siguen trabajando, edificios en orden de demolición y todavía están en pie hace años, edificaciones que están fuera de la ley, y se les ha hecho saber y vuelven a hacer lo que les viene en gana, entonces, preguntamos a esas lumbreras que nos gobiernan, ¿vale la pena denunciar cualquier atropello? Si después no se hace nada al respecto y seguimos actuando como en el viejo Oeste de las películas, pues pasa lo que por desgracia ha pasado en Murcia.

Estos elementos tienen que ser llamados a declarar por responsabilidades penales, no nos basta que ahora haciéndose el gran demócrata diga "buscaremos caiga quien caiga", cuando el primero que debe de caer es él. Solo hacemos que vociferar en el Hemiciclo y tratando de hacerse pactos indignos y totalmente amorales y encima arropados por atronadores aplausos, y una cosa tan simple como hacer valer una orden oficial de cierre de una discoteca, esperan que se vistan familias de luto. 

¡A VER AHORA QUE LES DICEN AL CIUDADANO!